Sabemos que no tienen la varita mágica, lo que, sí hay, es sólo mafia

Para saber quiénes y cómo se pueden vacunar en la ciudad, tienen que dirigirse al sitio oficial www.santacruz.gob.ar/vacunarparaprevenir o la de la municipalidad de Río Gallegos que es www.riogallegos.gov.ar 

Hasta este momento llegaron 224.706 vacunas. Y aplico de la 1er dosis 146.129

 y de 2da dosis 42.850 Desde el año pasado se vacunó a 188.979 (jueves 184.297) personas. Hay en stock en este momento, conforme al monitor de vacunación del ministerio de salud de la nación 35.727 vacunas.   

Y se aplicaron desde la última actualización aproximadamente (4.682).

La provincia registra, 927 muertes atribuidas a COVID19, desde que comenzó la pandemia: 418 en Río Gallegos,51 El Calafate, 207 Caleta Olivia, 2 Cañadón Seco, 1 Fitz Roy,31 Puerto San Julián,28 Río Turbio,41 Pico Truncado, 2 Koluel Kaike,12 Puerto Santa Cruz,12 Perito Moreno,21 Piedrabuena,13 en 28 de Noviembre, 40 Puerto Deseado,33 Las Heras,2 Gobernador Gregores,8 Los Antiguos,1 Tres Lagos y 4 El Chaltén.

-En Santa Cruz: El viernes 2, sábado 3, y domingo 3. Total 8 muertos desde el último programa. 

-El Ministerio de Salud de la nación consignaba, que son ya 99255-98.781 los muertos en todo el país. (viernes 244, sábado 354, domingo 281, hoy 480 suman un total de 1.359)  

En una nota, de días atrás, del el sitio web El Diario Nuevo Día, que seguramente pasó inadvertida, y que merece ser rescatada, se hablaba de la frase del gobernador Alicia Kirchner, quien no se le vio el rostro, para ver si se ruborizo al hacerlo, porque tenía puesto el tapaboca, y que realizó en motivo de ir a un acto político, a Caleta Olivia, a presentar una obra que realizo y diseño, seguramente el gobierno nacional anterior, y que fue esta: “Yo no tengo la varita mágica” expresó imperturbable el Gobernador de Santa Cruz.

Creo que ya es inocultable que no es cosa de tener la varita mágica, porque lo que hubo y hay es sólo mafia y corrupción, con el aditamento de la ineptitud en la función pública. 

No fue la única –poco feliz frase-, dicha en estas apariciones públicas del gobernador Alicia Kirchner, por estos días, en otro acto político, en el cual se pretendió encubrir el día de la independencia, disparó otra cita, que merece ser conocida, y que potenció la propia cadena de la alegría y el ánimo (rentada provincial) que fue la siguiente: “Pero a veces a través de las redes, “nos comemos” determinadas informaciones que no son las adecuadas”.

Si el léxico, fuera de cualquiera de nosotros, humildes, mortales, o algún periodista aburrido de la provincia, como quien les habla, podría ser considerara como un comentario estúpido, dado que culpar, al periodismo, las redes sociales, o a los posteos, de las cosas que uno hace mal, dice inadecuadamente o directamente omite, sería una imbecilidad manifiesta, pero dicha desde el primera magistratura de la provincia Santa Cruz, es al menos un desatino, que seguramente sigue la línea argumental del Pdte. de la nación, con sus frases tristemente célebres por lo mal dichas, con contenidos absurdos y mayoritariamente falaces.

Es absolutamente cierto que tras tres décadas, de Kirchnerismo, el desaparecido pj , o el cristinismo, que reina en Santa Cruz, la falta de agua o los problemas de energía, son solo la muestra de la ausencia de gestión en la provincia y en las distintas localidades, que solo son apéndices aduladores y arrastrados, que sirven para sostener el empleo público votante, para que ellos se mantengan en el poder en forma perpetua.

La ciudad de Caleta Olivia, o mismo Río Gallegos, son muestra acabada, del fracaso absoluto y total, de estas décadas, con este malogrado esquema de poder del estado presente, del supuesto factor promotor del gobierno y lo que es peor aún, es que no tengan la decencia, (materia escasa en el fpv) de hacerse cargo, porque fueron ellos, sin la intervención de nadie, dado que controlan hace más de 30 años toda Santa Cruz.

Y salvo algunas pocas localidades, que al final, se terminan convirtiendo por necesidad y flaqueza de convicciones, en satélites k, con lo cual todos, sin excepción, son responsables, de la gran decadencia que vive hace años, la provincia.

Sin embargo, sí vale recordar, que ha sido votados y en gran mayoría, cada vez que han ido a elecciones, con lo cual se confirma, una vez más que en Río Gallegos, y en toda Santa Cruz, tenemos los políticos y gobernantes, que nos merecemos y se nos parecen, cada vez más. 

Nadie puede negar que la provincia, actualmente y comparativamente a la década del 80, está decididamente peor, atrasada, sin servicios, empobrecida, con indigentes que viven por los comedores o la ayuda de vecinos pro activos, pero con un destacado agravante, de haber recibido, cientos de millones de dólares, que se han dilapidado en nada útil. 

Puesto que, no se reclama, algo que es una fantasía, como fábricas, empleo genuino privado, educación eficiente, planes de desarrollo, científicos que piensen en el mañana sustentable, porque nada de eso ocurre, la provincia de Santa Cruz, su gobierno, es solo un cajero automático que entrega dádivas, a cambio de votos y silencio cómplice ovejuno, de una sociedad que ya supera la resignación, para hundirse en la postración total.

Increíblemente, ni los cientos de muertos, de la pandemia, por una ausencia de política sanitaria y de vacunación, hace que reaccione el ciudadano de a pie, que solo pide que cambien el crematorio municipal, único que hay, de lugar, porque le molesta, cuando creman a los vecinos de a pie, que mueren y se podrían haber evitado con mas vacunas, al resto ya ni se apiada, ni les importa, si ellos se salvan, los otros muertos son ajenos… 

Por supuesto que cunado hablamos de autocracia, no es necesario aclarar en Rio Gallegos y en Santa Cruz,  quien y cuando lo practican, la tonto frase que traer a un bufón mediático y declararlo ciudadano ilustre (¿me pregunto porque, cuál es su mérito?) pero rápidamente pienso, que los médicos, enfermeros, técnicos y auxiliares que se desempeñan en la salud en la provincia, equivocaron su profesión, y no deberían haber ido a la facultad, o haberse capacitado, porque en Río Gallegos, es todo un cambalache, donde, da lo mismo que sea cura, colchonero, rey de bastos, alcahuete, caradura o polizón, todo es igual.

Y si los honorarios del bufón mediático, no alcanzan para una cuadra de vereda, si tal vez, podrían –esos fondos- haberse usado en comprar comida para los comedores que ayudan a aminorar el hambre, de cientos de ciudadanos de a pie en la periferia de la ciudad.

Mientras, seguimos contando muertos en la provincia, tenemos enfrente a políticos que gobiernan, que denuncian no tener la varita mágica para arreglar problemas, pese a que hace treinta años que gobiernan. 

También, están los políticos, que, para lanzar la campaña, quieren mostrar que tienen la voluntad más larga que cualquiera en el país y en Latinoamérica, y muestran que ese brío de poder mide 75 metros de alto y que exhibe una bandera argentina de 13 por 25 metros, estas actitudes, y agregando últimamente, el paseo ridículo y grotesco de un bufón mediático, que cobra para mostrar lo boba que es la sociedad, que se cautiva de sus gansadas.

Queda el sabor amargo de pensar, qué sería de nosotros, si trajeran a disertar y orientar a un científico epidemiólogo, para que, tal vez, algunos de los que nos gobiernan, hagan algo para evitar tantas muertes, como las que ocurrieron solo en Río Gallegos, que ya son 418 vecinos, que nos los volveremos a ver caminar por la ciudad…una vez más, esto es lo que se votó, confirmación que tenemos a los políticos y gobernantes que nos merecemos y cada vez se nos parecen más…

Que Dios nos ayude o en quien ustedes creen, muchas gracias.

Ingresa, podés leer o escuchar la editorial del periodista Oscar Muñoz del 12 de julio del 2021.

Comments are closed for this post.