Marcha y ofrenda floral, la justicia ha muerto.

Re Incorporándose paulatinamente en las actividades cotidianas. Uno vuelve y es como si el tiempo no pasara, todo va empeorando un poco y nada mejora; La justicia no es la excepción sostuvo Javier Perez Gallart.

En el dia de hoy se manifestó de manera espontánea, abogados, referentes de distintas organizaciones solicitando justicia, que la justicia no sea cómplice de la impunidad de gente poderosa. Más aún si tenemos en cuenta la reciente liberación  de Cristóbal López por parte de un tribunal sospechado de tener connivencia con sectores políticos. Nosotros en nuestra provincia, no solo tenemos un tribunal superior de justicia que ha estado durante muchos años subordinado al poder político, sino que nos encontramos con una justicia que está absolutamente paralizada por la falta de conducción e idoneidad del TSJ, llegando al extremo de no hablar solo de impunidad absoluta durante todos estos años, donde tenemos funcionarios con estándares suizos.

No hemos tenido ni un solo funcionario procesado en todos estos años, pero por otro lado, hoy el ciudadano que concurre a los tribunales a peticionar por cuestiones menores no encuentra una justicia que se expida a tiempo en provincia por la tremenda afectación que se está dando al servicio de justicia, en función de que el tribunal no se pone al frente -como debería ser- del ejecutivo, y decida resolver la situación que se está dando hoy con los empleados judiciales con medidas de fuerza muy intensas durante  estos dos últimos años.

La convocatoria es simbólica, para hoy a las 18 horas para realizar una manifestación frente al tribunal superior de justicia entre las calles Chacabuco y ex Roca, así también dejar una ofrenda floral por el fallecimiento de la justicia en Santa Cruz.

Aunque sabemos que el tema de la justicia no es convocante, pero cuando tengan que recurrir a la justicia se encuentran con un sistema que es lento, burocrático, que tiene una determinada cantidad de trabas y esto no es casualidad, tiene que ver con una justicia subordinada al poder político y que no defiende los intereses de los ciudadanos, sino que está al servicio de brindar impunidad a los funcionarios gubernamentales.

Con la noticia de ingresos de esposas e hijos en la justicia, Gallart recuerda los ingresos por concursos donde había mucha gente anotada con la expectativa de entrar al poder judicial, pero cambiaron las reglas del juego y designaron a familiares y amigos en estos lugares.

Comments are closed for this post.