Dos años y medio después, siguen las trabas para esclarecer el caso. Todo indica que no se suicidó, pero siguen perdiendole pruebas.

El efectivo policial prestaba servicios en la Seccional segunda de Las Heras. Al momento del alerta policial el joven presentaba un disparo de arma de fuego en la cabeza, herida que finalmente le produjo la muerte el día 15 de julio del 2016, cerca de las 21,00 horas.

Hay elementos que no se tienen en cuenta, como puede ser que no tomaron en cuenta la piedra, el auto que estaba con sangre, las cubiertas cortadas, porque las cortó ella para que él no se fuera, la sangre que hay en el patio, desde el auto hasta la casa hay sangre por goteo. Mi hijo estaba tendido en la cama como puede haber sangre en el auto, en el patio.

Amigos y compañeros de trabajo y fuentes allegadas a la investigación, estiman que Fabricio Sánchez y la oficial ayudante Jessica Evelin de los Angeles Depieri (al momento de la muerte), tenían un vínculo sentimental marcado por la violencia desde sus comienzos en la escuela de Policía de Santa Cruz, en Río Gallegos.

La causa archivó como SUICIDIO por determinación del Dr Eduardo Quelìn, lego se excusó del caso, siendo que dictó el suicidio, con la apelación favorable, pusieron a cargo de la causa a la juez Maria Silvana Ues.

Hoy, analia Sánchez, tuvo los resultados de la pericia psicológica post mortem a su hijo, Fabricio. El resultado deja ver que hay posibilidades de que no fue suicidio (tal como lo sostiene Analia desde ese tragico dia),  no caben dudas que pudo haber sido el o otra persona.

Como siempre dije, mi hijo no se disparó con esa arma, él no se suicidó, sigo luchando para que la justicia diga lo contrario, seguimos pidiendo que nos permitan realizar la autopsia porque va a determinar todo. Hace poco se realizó la pericia al auto siendo nada relevante, después de dos años y medio no se encontró nada, estaba todo revuelto, el auto estaba sin la faja, no tenía nada, la misma fuerza que vino desde Caleta Olivia a realizar la pericia, no tenían nada, vinieron a retirar muestras de sangre y no trajeron ni para levantar esa muestra. El auto estaba como si lo hubieran limpiado.

Es una burla lo que están haciendo, aunque no puedo decirlo, el perito hizo un comentario que deja entre ver que aún hoy, más de dos años y medio después continúan interviniendo en la causa, al parecer nunca vamos a esclarecer la causa.

Por otra parte, Analia Sánchez, aclara que auto donde se halló sangre fue movido a un corralón municipal, luego volvieron a cambiarlo de corralón, pero dos días antes que llegaran los peritos de Caleta Olivia, cruzaron un colectivo delante de las cámaras que apuntaban al vehículo, fue ahí donde le sacaron las fajas, no sabemos qué le hicieron al auto.

Comments are closed for this post.